Por qué estar en forma hace que seas mejor amante

No es sólo cuestión de físico, estar en forma hace que seas mejor amante ya que podrás ofrecer una mayor resistencia en el acto sexual y proporcionar así más placer a tu pareja en ese encuentro especial. Por ti y por tu pareja, cuida tu forma física.

A todos nos gusta disfrutar de un cuerpo bien cuidado y formado y más en un momento en el que disfrutamos de la desnudez de nuestro amante, por ello conviene seguir unos sencillos trucos para conseguir estar en forma y que pueden garantizar el éxito en nuestra vida sexual. Además, con el paso de los años, realizar ejercicio también será la clave para seguir gozando de una vida sexual plena gracias a una buena condición física que nos permita seguir el ritmo de nuestra pareja.Estar en forma para ser un buen amante en la cama

Principales obstáculos para ser un buen amante

Los años pasan para ambos pero la pasión no podemos dejar que se resienta por los impedimentos que nos presenta nuestra condición física. Quizás ya no goces de la flexibilidad o la fuerza que tenías en tus primeros encuentros sexuales, pero ahí tienes que aprovechar la destreza adquirida durante estos años de prácticas.


rebajas de amantis

Otro de los impedimentos que se pueden presentar y que también están relacionados con la edad es el dónde. Antes cualquier rincón parecía una buena idea y quizás ahora sólo te apetece en los lugares más cómodos para no asumir riesgos. Pero conviene siempre buscar sitios que os inspiren para que cada encuentro sea algo maravilloso.

En las relaciones sexuales intervienen diversos músculos que sólo se ejercitan durante estos encuentros, por ello, la mejor manera de estar en forma para disfrutar del sexo es practicarlo.

Estar en forma para ser un buen amante en la cama

¿Cuáles son los mejores ejercicios para ser bueno en la cama?

Mantener nuestros músculos en buena forma será clave para disfrutar más del placer y también brindárselo a nuestra pareja. Por ello, aquí os dejamos nuestra recomendación de ejercicios para estar en forma y hacer que seas un buen amante:

  • Abdominales: El ejercicio estrella para ambos. Ofrece mayor dureza en los movimientos durante la penetración y más estabilidad para determinadas posturas. Además, los abdominales hipopresivos aumentan el riego sanguíneo y las sensaciones en la zona genital, fomentando el deseo sexual.
  • Sentadillas: aportan mayor contundencia en el tronco inferior, reforzando piernas y glúteos y proporcionando más fuerza para realizar el acto sexual. También ayudan a tonificar nuestras piernas y glúteos y tener un aspecto más atractivo para nuestro amante.
  • Puente: para fortalecer glúteos y pelvis. Estira la espalda sobre la esterilla y levanta la pelvis hacia el techo, con ello conseguirás mayor fuerza en los glúteos y abdomen y controlar el movimiento pélvico.
  • Inclinaciones del torso: ayudan a fortalecer los músculos del abdomen central y lateral por lo que nos otorgan mayor flexibilidad y resistencia en nuestros encuentros sexuales.

Pero no olvides que, además de cuidar tu físico, es indispensable que trabajes tu autoestima porque será la clave para convertirte en un buen amante. ¡A disfrutar!



Leave a comment